El Fin Del Mundo Según La Película 'Don't Look Up'

feb 5, 2022
los protagonistas de la película no mires arriba mirando al cielo

Estimado lector,

Cuando una película reúne a 3 ganadores del Oscar para hacer una sátira del fin del mundo, de por sentado que tiene un significado oculto. Don’t Look Up o No Mires Arriba, es una producción de Netflix que cuenta la historia de dos astrónomos que intentan alertar al mundo sobre la inminente llegada de un cometa a la Tierra, evento que extinguirá a la raza humana en 6 meses.

La película es descrita como es una crítica a la sociedad actual, así como a la incapacidad de la humanidad para resolver problemas serios y preferir las frivolidades de las redes sociales, las celebridades y el engaño político. Otros exponen que es una alegoría al cambio climático.

Pero casi nadie ha escrito sobre como No Mires Arriba trata el tema del fin del mundo y la reacción mundial ante tal evento. Como se expuso en el episodio 5 de El Anticristo en el Cine, nadie mira con buenos ojos al causante de tal catástrofe. Como un símbolo del juicio de Dios, el elemento destructor –en este caso un cometa– es una representación de YHWH.

La opinión pública se divide entre los que niegan el peligro del cometa con la frase “No mires arriba” (ignorar el fin del mundo) versus los protagonistas y un porcentaje de la población sensata que si desean hacer algo para evitar la destrucción del planeta. Los buenos pierden, y la Tierra termina siendo destruida por culpa de magnates y políticos deseosos de hacer dinero.

Cometa de la película no mires arriba cruzando el cielo de Perú
El ficticio cometa Dibiasky visto desde las costas de Perú, dirigiéndose hacia el territorio de Chile.

¿Qué tiene que ver esto con la Biblia? Las mismas Escrituras describen como un cuerpo celeste llamado Ajenjo impactará en la Tierra matando a miles de personas por el envenenamiento de las aguas y posiblemente la muerte de la vida marina. (Apocalipsis 8:10-11). Este forma parte de los juicios de Dios dentro de la semana 70 de Daniel.
"Tocó la trompeta el tercer Ángel... Entonces cayó del cielo una estrella grande, ardiendo como una antorcha. Cayó sobre la tercera parte de los ríos y sobre las manantiales de agua. La estrella se llama Ajenjo. La tercera parte de las aguas se convirtió en ajenjo, y mucha gente murió por las aguas, que se habían vuelto amargas."
-Apocalipsis 8:10-11
El film no solo parece relatar un escenario similar, sino que condiciona, en un contexto de humor negro, en que la falta de evolución como raza será perjudicial en los tiempos finales. El film apunta a un nuevo orden de conciencia como necesario en una crisis apocalíptica. Algo que recuerda la propuesta post-covid de “El gran reinicio”, una nueva era en la que, obviamente, no se tiene ni se quiere saber nada de Jesucristo como salvador.

Tal despertar gnóstico estará enfocado en detener el Apocalipsis y preservar el planeta Tierra, será un movimiento que estará en contra del Dios mismo, encabezado por el Anticristo y las naciones que lo sigan a la batalla (Apocalipsis 19:17-19). El fracaso de su plan será inminente.

En las escenas finales vemos a los astrónomos juntos cenando en familia, a pocas horas del fin del mundo. Un extraño personaje pseudo-cristiano habla como un falso profeta y hace una oración... luego todos mueren fulminados por la onda de destrucción del cometa. Pero 1 de Tesalonicenses 5:9 explica que no fuimos puestos para la ira de Dios, ni para ser destruidos por fuego, sino para salvación eterna.

Cristo es el único redentor que tenemos ante la profetizada e inevitable destrucción de este planeta, con esto es claro que vale la pena mirar hacia arriba, al Dios creador que traerá el nuevo cielo y la nueva tierra.

Gracias por leer Ritual y Propaganda. No olvide compartir el material con sus familiares y cercanos.

Jhonkbn

Modo Oscuro

Buscador: